Trabajan para restablecer el suministro de agua en la ciudad de Neuquén

El Ente Provincial de Agua y Saneamiento (EPAS) continúa trabajando desde ayer en la reparación del acueducto principal de la ciudad de Neuquén, que ayer martes fue dañado por una máquina y significó el corte de suministro de agua potable en barrios de la zona Este de la capital provincial. Se estima que mañana estará restablecido el servicio con normalidad.El caño dañado es parte del Sistema de Bombeo Río Grande, que está instalado sobre el río Limay y proporciona agua potable a la cisterna del barrio Santa Genoveva. El gerente general de Servicios Neuquén del EPAS, Esteban Rodríguez, comentó esta mañana que “los operarios se encuentran en estos momentos en calle Río Negro al 1500, en la zona del Club El Biguá, reparando el acueducto principal que ayer martes fue dañado por una máquina, en el marco de las obras que se ejecutan de sistematización y saneamiento del arroyo Durán y que involucró movimiento de suelos y maquinarias, a cargo de la empresa contratista responsable de las tareas”. Indicó que “las tareas de reparación se iniciaron hace más de 24 horas y consisten -en una primera instancia- en desviar el arroyo Durán que atraviesa la ciudad de Oeste a Este, pasa por el mencionado club y desagota en el río Limay. Para esto se hizo un canal paralelo. Luego viene, y en eso estamos ahora, la etapa de cambio de ese tramo de caño dañado”.

Rodríguez se mostró “optimista y con confianza” para finalizar en la jornada las reparaciones y estimó que “los trabajos estarían finalizados mañana jueves y el suministro a los domicilios se iría normalizando de a poco, por sectores, durante el día de mañana”.

Igualmente aclaró que “lleva mucho tiempo el arreglo, sobre todo por la gran cantidad de agua que hay que drenar para poder llegar al caño roto y las napas freáticas que no ayudan en estas labores y considerando que la cañería dañada se ubica por debajo del arroyo Durán”.

Destacó que “las cuadrillas y personal de conducción del EPAS hace 24 horas que trabajan de forma continua, incluyendo la noche y con temperaturas bajo cero, para poder solucionar este inconveniente”.

Asimismo, resaltó que el equipo de logística está trabajando coordinadamente con la subsecretaría de Defensa Civil y Protección Ciudadana para poder paliar la emergencia con la distribución de agua en camiones cisternas hacia todos los barrios afectados, con prioridad en los centros de salud y hospitales.

Por último, indicó que “los barrios del Este de la ciudad de Neuquén más afectados por la falta de agua son Villa María, Villa Florencia, Área Centro Sur y Centro, Belgrano, Confluencia, Santa Genoveva, Sapere y Villa Farrell. En algunos el corte fue total y en otros parcial o con reducción del caudal de agua potable”.

Compartir en tus Redes Sociales: