Neuquén: radicación y reubicación industrial

Mediante el decreto 1616/15 se promueve la organización territorial de empresas de bienes y servicios ante la elevada demanda que hay en Neuquén, Centenario, Añelo y Rincón de los Sauces. Con el objetivo de acercar las industrias a las principales zonas de producción económica, como la formación geológica Vaca Muerta, y al mismo tiempo promover la reubicación de aquellos establecimientos cercanos a núcleos urbanos y suburbanos, el Estado neuquino puso en marcha un novedoso reglamento de localización de establecimientos industriales y de servicios, en especial del sector hidrocarburífero.

Además de reubicaciones, esta nueva reglamentación propone nuevos espacios para la radicación de empresas, garantizando así una ubicación ordenada y estratégica de las industrias y servicios, según el decreto provincial 1616/15.

La nueva reglamentación responde a la Ley 378 de Promoción Industrial, pero imprimiéndole una concepción más moderna e integradora, que se traduce -entre otras cosas- en una nueva categorización de los agrupamientos industriales, que a partir de ahora estarán divididos en parques industriales, áreas industriales, de servicios industriales y logísticos, y de servicios complementarios.

Dentro de la categoría de parques industriales distingue además a los parques de industrias básicas, de infraestructura energética, de logística y distribución, de industria ligera, parques dotaciones, científico tecnológicos y eco parques.

La reglamentación establece la posibilidad de que los parques cuenten con participación del Estado, la construcción y financiación total o parcial de obras de infraestructura, prestación de servicios de asistencia técnica y constitución de sociedades del Estado o anónimas con participación estatal mayoritaria.

Le reglamentación incluye también un capítulo que establece condiciones y posibilidades para que las empresas sean beneficiarias del régimen de promoción de la ley de Promoción Industrial.

Al respecto, el ministro de Desarrollo Territorial, Leandro Bertoya, manifestó que desde hace tiempo se trabaja en forma conjunta con diversos organismos “para abordar las demandas de infraestructura pública y de inversiones tendientes al ordenamiento territorial”.

El decreto 1616/15 apunta “a organizar el asentamiento de los parques industriales privados, mixtos o públicos, de modo que todos deben tener el visto bueno de la reglamentación que versará en la creación de nuevos parques industriales fuera de ejidos municipales”, especificó el funcionario.

La medida también contempla la creación de un fondo fiduciario para que el Estado ejecute obras de infraestructura y servicios “de modo que haya una regularización de las actividades y que no se vea perjudicado el medio ambiente”.

Bertoya indicó que la Provincia cuenta con un registro de firmas interesadas en radicarse en los parques industriales que supera las cien empresas “y hay consultas en forma permanente”. Para graficar esta situación, informó que en el Parque Industrial Neuquén se dispusieron 300 hectáreas “y ya no quedan terrenos para nuevas radicaciones; algo similar ocurre en el parque industrial de Centenario”.

La demanda es grande en la zona de Añelo y Rincón de los Sauces, comentó el ministro y agregó que en Añelo se dispusieron 300 hectáreas “en las que ya hay firmas trabajando y ya se reservaron la mayoría”.

Compartir en tus Redes Sociales:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.