Fuerte preocupación en comerciantes por precio energía

ACIPAN y el Colegio de Ingenieros de Neuquén capital reclamaron por el cobro de la energía en la ciudad y a través de un documento público sugieren pautas para el nuevo contrato de concesión del servicio que deben renegociar el municipio de la Ciudad de Neuquén y la Cooperativa Calf.Según el documento, «estamos ante una oportunidad única para corregir distorsiones (…) en el marco e graves dificultades económicas que vive la población en general».

Entre los puntos más importantes, se pide que en el cuadro tarifario haya una clara diferenciación de los conceptos de energía y de potencia del costo de la distribución; que la boleta de luz no se convierta en un instrumento de recaudación de prestaciones e impuestos y que se diferencie claramente los cargos de operación y mantenimiento, entre otros.

Algunos aspectos a contemplar en el nuevo Contrato de Concesión del

Servicio de Distribución de Energía Eléctrica de la Ciudad de Neuquén

Teniendo como fundamento, que la situación política y macroeconómica de la Argentina nos exige mejorar drásticamente la competitividad del país y aliviar la carga impositiva que sobre las Pymes, profesionales, comerciantes y población en general existe, hemos elaborado algunas pautas esenciales a tener en cuenta en el nuevo Contrato de Concesión que deben negociar la Municipalidad de Neuquén y la Cooperativa Calf, exponiendo claramente que esta es una oportunidad única para corregir distorsiones que vienen de muchos años, en un marco de graves dificultades económicas que vive la población en general.

1.- En el Cuadro Tarifario deben estar perfectamente explicitados y diferenciados los conceptos de compra de energía y potencia, que resultan  de la adquisición de estos insumos al Mercado Eléctrico Mayorista y deben ser  trasladados por el Distribuidor al usuario, sin aditamento ni cargo alguno («past trought»), del costo por la Prestación del Servicio de Distribución (VAD).

2.- La Tarifa de Energía Eléctrica debe estar libre de cualquier otra cobranza de terceros, ya sean Servicios y Tasas Municipales, como Servicios diferentes a lo que estrictamente corresponda a la Prestación del Servicio Público de Electricidad. La «Boleta de la Luz» no debe ser convertida en un Instrumento de Recaudación de Prestaciones y/o Impuestos ajenos a su naturaleza.

3.- En la Componente del Valor Agregado de Distribución, deben estar  perfectamente diferenciados los Cargos por Operación y Mantenimiento del Sistema de Distribución, de las Inversiones en Ampliación y Renovación del Sistema de Distribución.

4.- Tratándose de un Servicio Público Concesionado, la Tarifa debe responder estrictamente a «Costos Eficientes» más una razonable rentabilidad, siendo responsabilidad del Poder Concedente su Control.

Cuando hablamos de «Costos Eficientes» nos referimos a que la Autoridad de Aplicación solo puede reconocer y permitir el pase a Tarifas de los mínimos costos para lograr la prestación del servicio en las condiciones de calidad que el propio Contrato de Concesión le exija.

5.- Los Cargos por Operación y Mantenimiento del Sistema de Distribución, deben surgir de una asignación eficiente y optimizada de los costos de Mano de Obra, Equipos, etc. Y el establecimiento de estos costos debe surgir de un  or n rizado «Empresa Ideal» o por técnicas de

6.- Los Cargos por Inversiones deben surgir de un Plan de Inversiones a largo Plazo, que también debe incluir prioritariamente un Estudio de Planificación que responda a una optimización técnica y económica según las pautas de crecimiento que prevé y estimula la ciudad a través de sus estamentos de gobierno.

7.- Cualquier contrato de concesión debe tener una contraparte de control, eficiente, austera y sólida desde el punto de vista técnico en todas las variables que componen el contrato. Desde hace muchos años venimos reclamando para todos los servicios públicos de la ciudad de Neuquén, un Ente Regulador de Control de los Servicios Públicos, que cumpla dichas características. Creemos que, es ahora, el momento oportuno para que en conjunto con la aprobación del nuevo contrato de Calf, se apruebe dicha organización, que defienda básicamente los intereses de los consumidores.

Finalmente queremos solicitar de forma taxativa, que todo este proceso, de marcada índole técnica, debe estar transparentado y comunicado a la Opinión Pública, para que tenga la oportunidad de participar y aportar, a fin de lograr un proceso, no solo transparente, sino también equitativo, con todos los estamentos de la sociedad.

 

Compartir en tus Redes Sociales: